Sobre Greti

Fundada en 1985, Greti se interesó en poner al alcance de las personas del mundo moderno las bondades de las plantas medicinales que se han utilizado desde la antigüedad pasando esta tradición de generación en generación. Empezó a vender sus  cosméticos a base de hierbas medicinales entre amigos y conocidos en Bogotá.  Poco a poco y bajo la estrategia del  voz a voz, las ventas fueron aumentando y  comenzó a tener presencia en tiendas naturistas. Ante el éxito entre sus usuarios, Greti se establece como marca registrada en 1998. Desde un año más tarde, sus productos han formado parte de los escaparates de cadenas de supermercado como los de Carulla y Cafam. En estos últimos años, Greti ha logrado establecer una excelente cobertura en Bogotá  y está empezando a expandirse por el resto del país.

Pionera en Bogotá con la caléndula y la mejorana en forma de ungüento. Greti atribuye su éxito a que su prioridad siempre ha sido la calidad de sus productos. Su garantía se basa en la elección de sus materias primas y cuidado en los procesos de fabricación.

Utiliza plantas de cultivos propios o asociados, con agricultura limpia y sin químicos. Estas plantas son sembradas y abonadas teniendo en cuenta los conceptos de la agricultura biodinámica, y recolectadas en el momento en que las propiedades medicinales están en su punto óptimo.  Con  un manejo adecuado se incorporan profesionalmente a la base, de manera que los beneficios están presentes en el producto  en el momento de la aplicación.

Greti  se ha preocupado siempre por responder cada vez mejor a la demanda de sus clientes, ampliando el cubrimiento de su comercialización y estableciendo una buena comunicación con sus clientes finales.